jueves, septiembre 27, 2007

MONTY




Ha de ser duro ser Montilla. Estar hablando en el Parlament durante dos horas, todo el país pendiente de ti, y que al día siguiente los periódicos, en las tertulias, en los bares, todo el mundo diga que eres un jodido muermo.

Me está pasando como con Fernando Alonso. Le han dado tantos palos que ahora me cae bien (y mira que ahora se dedica a sobornar a sus mecánicos ¡Vaya crack!).

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Bien Marc, pero no te quedes alli; o profundizamos todos en nuestros pensamientos politicos o van a conseguir matarnos de aburrimiento: mi ultima teoria nacida al calor del Gin Tonic es esa: han orquestado desde las mas altas esferas un plan maquiavelico para aniquilar nuestra ultima neurona politica enviando a la tierra a gente como Mr. Montilla para aburrirnos hasta nuestra muerte intelectual

Marc Monje dijo...

Es que es esto, amigo mio, poco podemos profundizar cuando la gente que debería guiar nuestros destinos se dedica a lanzar mensajes demagógicos e interesados -electoralistas- o simplemente aburrirnos.
Me da pereza profundizar sobre Montilla, prefiero hacerlo sobre Pink Floyd, Axl Rose o el pulpo a la gallega.