sábado, enero 03, 2009

ESCUCHAR

En un suplemento de La Vanguardia hablaban del tema de la escucha activa. En definitiva decían que ya que tenemos dos orejas por cada boca, será porque deberíamos escuchar más que hablar. Es un tema que siempre me ha interesado, determinar, cuando conozco a una persona, si es "escuchador" o "hablador". Escuchador es la persona educada y respetuosa en la que podrás confiar para sincerarte porque te escuchará, y no antepondrá sus opiniones, juicios y ego a todo lo que le digas; los habladores serían todo lo contrario, los egoistas, el amigo que todos tenemos (y del cual es tan difícil deshacerse) que habla y habla, el que te recomienda música pero no deja que tu lo hagas por él, el que te responde a tus preocupaciones con ejemplos sacados de su propia vida que igual no vienen a cuento, el de "pues a mi también me pasó...", el que juzga, el que cuando estáis en el bar y le estás abriendo el alma, te escucha con la mirada que se le desvía al tipo que acaba de entrar, o a la tía que se acaba de levantar. Facebook está muy bien, pero es un mal ejemplo, porque rebaja el concepto de amistad a mero contacto, ya todos pueden ser amigos tuyos y tú puedes ser amigo de todos, pero no lo olvides, tu verdadero amigo es el que te escuchará, el que sabrá callar para dejar que tu corazón hable.

5 comentarios:

ROCKLAND dijo...

Cuanta razón llevas, companero!!
Los que mucho hablan...
Saludos

elena dijo...

¡Otra vez con el Facebook! Creo que en el fondo te gustarí dejarte arrastrar por esta asquerosa red social, es tu oscuro objeto de deseo...

R Nosa dijo...

Es verdad lo del Facebook, yo tengo agregadas a personas que sólo son conocidos, no amigos, (claro que amigos de verdad, sólo tengo unos pocos) pero al fin y al cabo, sólo es Facebook.

Y sí que es insoportable estar hablando con alguien y que se fije más en lo que pasa alrededor que en ti. Es de una mala educación increíble.

P.D.: Estoy de acuerdo con Elena, el Facebook te atrae y te repele al mismo tiempo, jeje.

Belén dijo...

Madre mía, estoy totalmente de acuerdo contigo!

Yo creo que escucho mas que hablo, pero una cosa si te digo, no me gusta los silencios, así que si noto uno, me pongo a hablar como una descosia :)

Besicos

Marc Monje dijo...

No te fíes de los que hablan demasiado porque no saben ná.
Saludos Rockland.

Elena, probablemente tengas razón. Es como si estuviera cortejando al Facebook, ahora te quiero, ahora no tanto...

... Pero R Nosa, hay gente que no piensa que "solo es facebook", y le da una importancia a sus contactos que en el cara a cara no sería igual.
¡Gracias por el comentario!

Yo también odio los silencios, aunque no hay mejor prueba de que estás delante de un gran amigo si puedes aguantar con él o ella un largo momento de silencio sin preocuparte de que has de abrir la boca.
Saludos.