domingo, enero 17, 2010

BARCELONA 2022

Naturalmente que es ridículo que Barcelona presente candidatura para los Juegos Olímpicos de Invierno del 2022. Personalmente opino que los deportes invernales como el esquí deberían eliminarse de la legalidad vigente, y dejar las montañas tranquilas de cemento, especulación y anoraks de colorines; pero eso es solo mi parecer, la realidad objetiva es que el alcalde de Barcelona la ha liado parda por motivos electoralistas. Ha presentado candidatura sin consensuar con los demás partidos, ni con los de su propio partido, se ha lanzado a la piscina cuando al ciudadano le importa un carajo lo que suceda en el 2022, porque estamos hartos de proyectos faraónicos, de mirar al horizonte y no ver por dónde pisamos (el patético Forum 2004 -un negocio inmobiliario a gran escala disfrazado de macro exposición planetaria de buen rollete- ha provocado innumerables traumas) y queremos que se ocupen de la ciudad de una vez. La falta de imaginación del alcalde Hereu es notable, ¿la solución a nuestros problemas? Olimpiadas 2022 oigan. Proclamo ahora mismo que no quiero que mi ciudad salga elegida, e invito a que, con nuestro voto, echemos de una vez a un Ayuntamiento que no ha variado desde hace décadas y que se arrastra como las larvas buscando excusas para desviar la atención de lo que verdaderamente importa. Quiero resolver problemas: la situación de la inmigración, la falta de plazas en las guarderias, la suciedad y el turismo cutre, la inseguridad, la pérdida de la identidad de Barcelona. Etcétera. Eso es lo que importa, y a los esquiadores que les zurzan.

9 comentarios:

paulamule dijo...

Pues tienes toda la razón del mundo. Barcelona ha cambiado mucho desde hace unos cuantos años y la verdad es que es una pena. Se está quedando sucia y decadente y eso es algo que no deberíais permitir de una ciudad tan bella.
Salud.

Möbius el Crononauta dijo...

¿Hay algun alcalde o alcadesa con sentido común en este país?

Saludos

Aitor Fuckin' Perry dijo...

Cuanta razón tienes. Nada que añadir. Cuanto más poder más estupidez.

Freebird dijo...

Pues manos a la obra mi querido outlaw... lo que sucede es que en Barcelona el tema nacionalista tira mucho a la hora de unas elecciones, y muchos ciudadanos se emborrachan de parafernalia antiespañola y sucede lo de siempre, con la cabeza bloqueada, en este caso, la razón siempre pierde...

Un abrazo y millas.

Iceman77 dijo...

Muy bien dicho,totalmente de acuerdo.A el "señor" Hereu,para colmo nadie le ha votado,no se,es una verguenza como esta la ciudad,era lamentable como olia este Verano a basura,realmente es esto lo que nos merecemos?

manel dijo...

Una verdadera locura. Totalmente innecesaria además. En fín, siempre la misma táctica, desviar la atención de los verdaderos problemas y un flaco favor a las realaciones con nuestros vecinos aragoneses.....Un saludo.

PACOHENDRIX dijo...

Me sumo a lo que dice Moebius de los alcaldes ¿hay alguno con sentido comun?
saludos

sammy tylerose dijo...

Veamos, como apasionado de mi ciudad debo decir que
a)Salvo el Raval (y a mi me gusta asi), BCN para nada es una ciudad sucia y decadente.Y huele mal si te arrimas a un contenedor a 40 grados en agosto, no te jode.
b)que tiene q ver lo de estas olimpiadas con el nacionalismo, es mear fuera de tiesto.
c)Hereu si que fue elegido en las pasadas elecciones.
d)los aragoneses "robaron" la candidatura a Granada hace unos años y nadie dijo ni mu. aparte que no aceptaron que Lleida formase parte de candidatura.

Dicho esto, si, Hereu es un inutil. Le metería un palizón si puediese, lo odio. Y su idea de organizar las Olimpiadas de Invierno es lamentable, lo que menos necesitamos sus habitantes. El muy cabrón pone la ciudad a los pies de las multinacionales y suda de los ciudadanos. Pero no tiene rival, sad but true.

ROCK´N ROLL OUTLAW dijo...

MÖBIUS tiene razón, los alcaldes cuelen parecerse más de lo deseable al Quimby de los Simpson.

SAMMY, también de acuerdo, pero yo incluiría al Raval (que de encanto ya no tiene nada, es un barrio dejado, asqueroso, turñisitico y chungo) y al resto de la ciudad en la lista de zonas francamente mejorables. Logicamente, te vas a otras ciudades de España y están más sucias y tal, pero eso no es excusa. La verdad es que pertenezco a la raza extendidísima de barcelonins quejícas, qué le vamos a hacer.