viernes, febrero 26, 2010

SALT (INMIGRACIÓN)

Lo que está sucediendo en Salt, Girona, donde la gente está quemadísima por la inseguridad y culpan de ello a los inmigrantes, nos corroe y es susceptible de darnos asco. La imagen de un tipo gritándole a otro que se vaya a su país, puto ladrón etc. etc. es veneno para los ojos. Pero hay que comprender lo que ocurre allí, hay que vivirlo, y no al estilo de la presentadora-peluchín de Cuatro que dice que hay que vivirlo para contarlo, símplemente tendrías que vivir en Salt para tener el panorama completo. Igual ocurre con Vic y con tantos otros sitios donde hay convivencia entre inmigración (o "nouvinguts", como se les llama aquí ahora) y población local (¿por qué no llamarnos "ja vinguts"?). Hace años, las imágenes de El Ejido eran como de otro planeta, ahora ya se viven por todo el país. La solución quién la sabe, pero ahora el tema está peor que nunca, porque la crisis económica es la mecha que enciende los ánimos. Si el país fuera bien, la población local no miraría con recelo al inmigrante, pero cuando todos estamos jodidos ya sabemos a quién culpar. Antes miramos al magrebí que nos roba el trabajo que al político que no hace nada. Mientras, todavía somos víctimas del buenismo de nuestros gobernantes, que no han cogido el tema de la inmigración por donde tenían que cogerlo. Hay un término medio entre el "no más inmigración" y el "aquí puede venir todo el mundo" ¿no? Es evidente que la inmigración conlleva trabajo y beneficios económicos, así funciona el mundo en este siglo, hay que aceptarlo y es bueno, pero también implica, en algunos casos, mayor inseguridad. No por ser inmigrantes, sino por ser pobres. Ante eso me sobran los histerismos, la gente insultando a los de fuera, ese recelo ultra que para determinados partidos es como agua de mayo. Hay que ser fríos, pensad que vuestra desesperación, vuestros insultos al inmigrante, serán acogidos y aprovechados por partidos de ultraderecha que se hincharán como globos en los próximos comicios, y ahí ya no habrá marcha atrás, porque si nosotros pensamos así, imaginad nuestros hijos. No le demos la voz a quién no la merece, exijamos políticas realistas a los que nos gobiernan ahora, y exijámonos a nosotros mismos un examen de conciencia ante cada una de estas situaciones. La inmigración es una ventaja, pero también un problema que hay que gestionar sin rodeos, es así y punto. Ahora soluciones, no gritos.

14 comentarios:

txinomandinga dijo...

Pues que quieres que te diga, creo que lo explicas muy bien y no tengo nada que añadir. Estoy muy de acuerdo contigo.
salud!!

L´Esbarzer dijo...

Siempre hay matices. Sin los matices estaríamos en el discurso de todo es blanco o negro. Hay muchos grises.

La expresión "nouvingut" me parece acertada en muchos contextos. Pero también es cierto que deberíamos eliminar la palabra inmigrante (por ej, inmigrado, su transito ya ha acabado) y cosas por el estilo.

Tema complejo, sin duda. Que en mi día a día no me afecta especialmente, pues vivo donde vivo y a mi alrededro cada vez hay más nouvinguts: de Cuba, de Brasil, de Colombia...buena gente conla que no comparto el RnR, ya que en ese aspecto somos de planetas diferentes, pero al final...
todos reímos, lloramos, amamos, comemos, cagamos...no hay tanta diferencia. No la hay.


Saludos

xavier dijo...

Cerca de Salt, en Banyoles, la situación era parecida hace algunos años, con el matiz que mientras la práctica totalidad de población subsahariana (Gabon, Mali,Senegal,...) trabajaban y se sabia donde vivian, hijos escolarizados, paseos con la mujer y los hijos los domingos por el pueblo, etc... los moros ya fuera de Marruecos o Argelia, ni trabajo, ni lugar fijo de vivienda, etc.. solo corrillos y trapicheos.
El problemón lo tenemos ahora y tiene no muy buena salida. El problemón es fruto de la entrada masiva y desproporcionada de inmigración en los años noventa con el PP. Además fijaros que la mayoria de sueldos de los trabajos a que puede acceder esta inmigración son hoy por hoy inferiores a los de hace 10 o 15 años.

Aitor Fuckin' Perry dijo...

Esto cada vez se parece más a Italia. Con lo fácil que es despreciar a los demás sin fijarse en su color de piel.

Perem dijo...

Ahhh... si yo hablase de lo que veo a diario por algunas zonas cercanas a Bcn donde me muevo constantemente... ahhhh......

Marc, la cosa es mucho mas complicada de lo que sale a la superficie en los medios de comunicación, evidentemente lo único que les interesa es el sensacionalismo y pasar por encima del pq pasan ciertas cosas en la sociedad, cosas que mas de uno ya advertimos hace algunos años, el problema no es el color de la piel, el problema no es de donde se procede, el problema no es...... en fin, que ya he hablado en multitud de casos de este tema y la verdad es que ya me aburre y me cansa......

Un saludo Marc.

Metafrastida dijo...

¡Viva el amor interracial!

GorDT dijo...

Asunto dificil de tratar, por muchas ideas que se nos ocurran, llevarlas a buen puerto es complicado. Aun asi, muchas veces la delincuencia esta perpretada por español blanco, y es tan grave como si lo hiciera un subsahariano, centroamericano, arabe......Solo que como bien dices, ahora que estamos medio ahogados a alguien tenemos que darle la culpa.

manel dijo...

Un problema complicado para tanto político inepto. Mientas las vacas eran gordas el asunto se capea pero cuando lelgan las vacas flacas...Buena reflexión.Un saludo.

Möbius el Crononauta dijo...

No sé que es más difícil, si pedirle soluciones a los políticos o pedirle a la masa que haga autocrítica y piense dos veces las cosas.

En fin, de todas maneras, creo que nada tengo que objetar a lo que has dicho.

Saludos

Tornado dijo...

¡Gran post ! Y subrayo las palabras de txingo ,añadiendo que la experiencia de una persona ,no tiene por que ser la realidad de un colectivo ,o de tal o cual tema ,digo esto por que en este tema como en tantos otros nos podemos llevar por la experiencia de cada uno en su dia a dia con los inmigrantes, o bien ser frio como tu dices y exigir a nuestros mandatarios responsabilidad y seriedad ,cosa harto dificil cuando a uno lo estan cosiendo a deudas,no por culpa del inmigrante ( eso tu y yo ya lo sabemos) sino por los empresarios "españoles" que los utilizan y exprimen con sus maravillosas condiciones laborales (que ahora nos quieren poner a los "españoles" con el consiguiente recorte de derechos ,pero asi ,por la cara) . El efecto rebote tiene su aquel.El trabajador local jodido( ya sabes tu los sueldazos que les dan a los "desgraciados" .............

complicado arreglar un problema que desde el principio se ignoro como tantas cosas ............

Joder que ladrillo .
uN abrazo Hermano del Rock & Roll.

pedro12 dijo...

Muy buena Marc, pero yo creo que el problema no es de los que vienen a buscar un trabajo por condiciones minimas, el problema esta en los que les contratan por esas condiciones, y en lo de la crisis la imigracion no tiene nada que ver, lo tienen las grandes sabandijas que han provocado todo esto, y que luego tratan hacer que lo paguemos los que menos culpa tenemos, incluido los inmigrantes.

Un arazo my friend!

paulamule dijo...

Un tema demasiado espinoso y a veces contradictorio. Está claro que los grandes países se han hecho con gente de diversas razas y culturas pero también es claro que hay de todo el la viña del señor y tampoco se puede poner la alfombra roja a todo Dios hagan lo que hagan. Según tengo entendido ya se han empezado a ver algunos burkas en la misma Barcelona sin ir más lejos.
Complicado, muy complicado.
Salud.

ROCK´N ROLL OUTLAW dijo...

Gracias a todos por comentar.

Somos prudentes a la hora de hablar de este tema, y eso está bien. Como dice TORNADO, no podemos elevar nuestras experiencias a categoría, todos somos iguales, amamos, cagamos igual (L'ESBARZER dixit), y es una realidad demasiado compleja como para solucionarla a gritos.

El problema es la gestión del gobierno, que se creen masas de pobreza, que algunos colectivos no se integren y que a otros no les dejen integrarse. A eso le sumas la crisis y ya la hemos liado.

Por nuestra parte, creo que los ciudadanos hemos de tener, primero, respeto por los que vienen de fuera, y luego exijir responsabilidad. Si vienes de otro país has de respetar el lugar que te acoje, a la vez que te han de respetar a ti. Y el gobierno debería asegurarse de que los que vienen, vienen a sumar, a hacer mejor este país.

Es un tema tan difícil que siempre acabas generalizando, pero eso también será mejor que sacar la pancarta y quedarte tan ancho.

¡Un saludo a todos!

WOOD dijo...

A mi juicio me parece decadente cualquier discriminación a los inmigrantes. Qué coño pasa aqui?, por qué ese sentido de tanta posesión del territorio?. Si somos país desarrollado esto es lo que hay, libre competencia en todos los sentidos, hay que joderse. Y el que cometa delitos al talego, del color que sea, y si los políticos no pueden estar a la altura de las circunstancias, fuera y a por otros. Lo que no puede ser es que un tendero inmigrante que se gana el pan con el sudor de su frente sea amenazado por una masa aborregada. Abrazos.