domingo, abril 12, 2009

NEIL YOUNG: "FORK IN THE ROAD" (2009)


Más o menos desde los tiempos de Mirrorball o Broken arrow, mediados de los noventa, parece como si los álbumes eléctricos de Neil salieran de su garaje en lo que tardo yo en ir a comprar el pan. Las estructuras, las melodías, a veces las letras son espontáneas, diría que poco meditadas (o por lo menos así lo parece), y el resultado suelen ser discos vuelta y vuelta, frescos y directos, vivos y enérgicos, de electricidad carnosa, como los dos que he citado, aunque a veces los temas acaban pareciéndose demasiado unos a otros, como churros de porra cortados de una misma rosca, y el resultado es un tanto aburrido, como una locomotora, o un coche ecológico de los que le gustan a Neil, que va siempre a la misma velocidad, traca traca traca hasta el final, pienso en los estimables pero demasiado rutinarios a nivel de sonido Greendale y Living with war. De los últimos años, también están sus discos acústicos, ninguna queja, y obras más variadas como el titánico Chrome Dreams II o el dulce y olvidado Are you passionate? Ahora Neil lanza Fork in the road. Me parece un buen resumen de lo que acabo de decir, a ratos el disco va a ritmo garajero diesel como Living with war, sin adornos y al grano, con temas que peligran de resultar planos y aburridos (Johnny Magic), otros ratos roza la horterada entrañable de la que hizo gala en los ochenta (Cough up the bucks, Fork in the road), luego pisa el freno y se piensa mejor las cosas en temas lentos como Off the road o el precioso Light a candle, y en otros momentos simplemente suenan grandes temas: Just singing a song o When worlds collide, de esos que le deben salir -vuelvo a la metáfora fritanguera- como churros. Pero en este caso el collage da resultado, me interesa Fork in the road, me interesa darle vueltas arriba y abajo, no es un disco complejo, los de Neil no lo son últimamente, los saca de la parrilla todavía crudos, pero cada tema tiene algo que me llama la atención y que me impulsa a volver a escucharlo. Me ocurrió lo mismo con Broken arrow, recuerdo, no eran temas sobresalientes, pero en su sencillez te van gustando más y más.

9 comentarios:

paulamule dijo...

Bueno, tiene algún tema pero en su conjunto no me parece gran cosa. Lástima, otra vez será. Salud.

SanFreeBird72 dijo...

A mi me parece un gran disco pero comparto parte de lo que dices. Desde hace 20 años que no publica nada malo
saludos
sfb7

tripolar dijo...

Tienes razón en gran parte de lo que dices. Materia prima hay muy buena, pero la urgencia de la grabación buscando la frescura, hace que probablemente dentro de unos meses nos olvidemos de este disco. El mejor ejemplo esta en "Light a candle" el mejor tema del disco. ¿Por qué? Porque pese a su sencillez, Neil se ha preocupado de ponerle unos bonitos arreglos y darle profundidad.

Saludos!!!

St dijo...

Para mí fué una pequeña decepción... pero también es verdad que por alguna extraña razón lo escucho casi a diario y poco a poco le voy encontrando cosas. Aún así no creo que dure mucho.

ROCKLAND dijo...

Decepción. Me parece su disco más flojo desde "Are you passionate?" pero si sirve para verlo en directo. Mejor que mejor.
Saludos!

WOOD dijo...

Lo tenía pendiente de una primera audición, y al leer ayer este post me he decidido. Aunque realizaré alguna escucha más para tener una opinión más formada, no me ha llamado especialmente la atención. Abrazo, Marc.

Perem dijo...

Días atrás ya comenté, que mas que el disco en si, musicalmente hablando, que no me parece un gran trabajo, me quedo con lo que rodea el disco, y el mensaje que quiere transmitir el bueno de Neil Young. Que como siempre va a su bola y sigue fiel a sus creencias. Me parece fantástico y digno de admiración.

Un saludo.

Minnesotaboy dijo...

Bueno a mi me ha gustado Fork in the road, suena como si loi hubiese hecho un chaval de veinte años, es lo que suele hacer Neil , ir de discos electricos a otros mas acusticos, y bueno no olvidemos la obra maestra que fué Prairie Wind...

Marc Monje dijo...

Paula: Esta parece ser la opinión más generalizada, el disco no es gran cosa, pero a mi me atrae bastante.

Sanfree: A mi hasta me gustan sus horteradas de los 80...

Tripolar: Estoy de acuerdo en lo que dices de Light a candle, preciosa canción, y es que a veces Neil Young pone demasiado el piloto automático en los temas eléctricos.

St: Opino como tú, el disco es muy atractivo apesar de no ser una maravilla.

Rockland: Por descontado, lo importante es que lo vas a tener al ladito de tu casa.

Wood: Dale una oportunidad más, aunqu eentiendo que no te llame mucho la atención.

Perem: si el mensaje ecológico es un poco surrealista pero válido.

Minnesotaboy: Es que es un disco incluso infantil en el buen sentido de la palabra, muy inocente, desenfadado.