viernes, abril 19, 2013

HISTORIA DE UNA OBSESIÓN: JUBILEE STREET

Mi insana obsesión por este tema de Push the sky away, último disco de Nick Cave & The Bad Seeds ha provocado que un disco que consideraba grande (aquí mi crítica en el blog), se vaya empequeñeciendo a la vez que emerge Jubilee street. Es un tema narrativo, oscuro, desolador, y con la vestimenta Nick Cave & The Bad Seeds en todo su esplendor, Nick lo cuenta de forma magistral, y el tema alcanza la cota más alta en su desarrollo instrumental final. Deberían entubarme, empastillarme y amordazarme, es inadmisible para mi salud que escuche una y otra vez la misma canción. Si estoy trabajando paro, y vuelvo a darle a Jubilee street, y otra vez, y otra vez. La quemaré, no, me quemará ella a mi. Una sola canción y recupero las sensaciones de Let love in, No more shall we part, The good son y los demás clásicos de Nick Cave, uno de los artistas que más ha hecho para que la visión que tengo de mi mismo y del mundo sea la que es. Aquí la versión en estudio (reducida minuto y pico de la del disco) y la de directo, de mi obsesión.

3 comentarios:

Chals dijo...

Una canción increible, este disco se recordará.
Saludos

Green Bean dijo...

Adictiva es poco. El disco es bueno, pero la canción de la calle del jubileo trasciende al resto para incrustarse en el cerebro. Algunas obsesiones, a veces deben estar justificadas.

felixortega dijo...

A mi el disco no está convenciendo tanto como No More Shall we part (que es posiblemente con el que más tiene que ver de todos los publicados en los últimos 15 años por Cave). Pero comparto contigo la obsesión con Jubilee Street. Sin palabras!