domingo, noviembre 27, 2011

BLITZEN TRAPPER, AMERICAN GOLDWING (2011)


No viene a cuento, pero me gusta un poco de demagogia barata, siempre que venga de mi. Quiero decir, ¿por qué tanta fiesta con Fleet Foxes? Para mi esta banda se acabó cuando me harté de su primer disco, que tenía tres grandes temas y mucha, mucha morralla neo-folk-pastorets. Luego les cuelgas la etiqueta de banda para modernillos y les coges manía. Es natural. Me gusta tener alternativas cuando veo que bandas así triunfan de forma tan fácil. Demagogicamente hablando, Blitzen Trapper es una de mis alternativas, y eso que son amigos de Fleet Foxes y han girado juntos. Los firmantes de este dulce American Goldwing llevan algunos años en ello, y han catado el favor de público y crítica con sus últimos discos, pero están a un mundo de lo que mueven bandas como Fleet Foxes. Sé que es fácil enamorarse de temas como Fletcher, Love the way you walk away y tal, pero yo siempre me he considerado enamoradizo y tontorrón, así que no hay problema. Blitzen Trapper son una banda con las bases bien cimentadas, que disfruta jugándosela en ese punto cardinal donde el rock y el country tararean la misma canción, aunque donde muchos facturan americana al uso, ellos retuercen el sonido y la melodía, y lo hacen suficientemente personal como para que paremos y escuchemos (Your crying eyes, por ejemplo, suena a berbena eléctrica meses antes de Altamont); y luego en My home town vuelve el espíritu de Gene Clark, y yo me siento como en casa, o Astronaut, que es otro tema que me gana, y que un Elton John via Tumbleweed Connection habría incluído gustoso en su repertorio. Me gusta sumarme a los parabienes que dedican mis amigos bloggers a este disco. Estamos de acuerdo, chicos.

8 comentarios:

sammy tylerose dijo...

Lo de Fleet Foxes es un misterio que la propia CIA debe estar investigando. En el mismo expediente también deben estar Wilco.
"American Goldwing" es cojonudo. A mi la canción que me vuelve loco es "Might Find it Cheap"!

manel dijo...

Suma mis elogios también. Estupendo disco. Saludos.

Chals dijo...

La historia de Fleet Foxes es la historia de la música de los últimos años. Bombo y platillo, ventas millonarias y san benito colgado. ¿cuantas bandas han pasado por lo mismo las últimas dos décadas? centenares, tantas como nñumeros 1 al mes tienen Pitchfork, NME y alguno que otro más. Fleet Foxes son lo que son, no es que les defienda, solo me gusta su primer disco y un par del segundo, es que nunca engañaron a nadie, otra cosa es quien los venda, o quien se crea la venta. Carnaza de fib.
Respecto a Wilco por el comentario de sammy, solo decir que los de tweedy al menos tienen mucho oficio en los directos, son buenos músicos.
Muy buena reflexión, esta demagogia tambien me gusta bastante hacerla.
Saludos

Chals dijo...

Blitzen Trapper, me lo apunto, gracias, suenan de lujo.

marc dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
ROCK´N ROLL OUTLAW dijo...

SAMMY: Hombre, compararme Fleet Foxes con Wilco... Yo es que creo que ahora el juicio que uno pueda darle a Wilco está condicionado por la alienación que ha sufrido la banda por parte del público modernillo desde Yankee Hotel... A mi me siguen gustando, y su último disco me parece tan destacable como todos los que han editado. Son una gran banda.

MANEL: Sí, un disco que se abre cácil al oído, y lleno de matices para irlo disfrutando en sucesivas escuchas.

CHALS: Sí, como tú, opino que Wilco y Fleet Foxes son cosas muy, muy distintas, con la única coincidencia de ser seguidos por ese público y esos medios que por estos lares nos suelen provocar repelús. Gracias por comentar, Chals.

xavier dijo...

Los WILCO estan jugando la NBA y los FLEET FOXES acaban de salir de una High School. No way man, no way.

ROCK´N ROLL OUTLAW dijo...

XAVIER: tu ho has dit. Wilco és Wilco, una NBA en play off a 7 partits. Una banda inmensa.